El caminante cósmico (cuento)

Este es el inicio de una posible novela de ciencia ficción inspirada en algunos hechos reales, algunas cosas que he leído, y en su mayoría, de mi imaginación. Todo inicia en el año 2008. Yo apenas tenía 15 años, y una enorme y casi enfermiza curiosidad por lo paranormal. Extraterrestres, magia, ciencias “ocultas” y demás temas eran mis lecturas diarias y sagradas. Cierto día, yo estaba realizando mis tareas de la preparatoria, cuando llega a mi una solicitud de contacto de un correo extraño: “Axl quiere comunicarse contigo”. El nombre me pareció peculiar, y siendo tan curioso como suelo ser, lo acepté.

“Hola, ¿te conozco?”, le escribí en cuanto acepté la solicitud. “Bueno… ¿qué quieres saber?”, fue su respuesta. Dudé por unos momentos, pero volví a hacer la misma pregunta. “Dejaste tu correo en un foro de La Federación Galáctica de la Luz, ¿recuerdas?”. Él tenía razón: entre tantas búsquedas de temas paranormales, fui a dar a un post (algo exagerado en mi opinión), sobre cierta institución planetaria (no se me ocurre de que otra forma decirle), llamada “Federación Galáctica de la Luz”.

Ellos, serían una especie de Consejo de razas planetarias que buscan la unidad y el equilibrio entre mundos y con la vida en general. Sin embargo, yo tenía tantas dudas que no sabía ni como empezar a preguntar. ¿Quienes son? ¿Que quieren? ¿Por que no intervienen con todo y la guerra? ¿Interactúan con los humanos? Y mil cosas más, pero por ahora, solo tenía una pregunta resonando más allá que cualquier otra: ¿Quién es Axl?

Y le pregunté eso. “¿Quién eres?, ¿Cómo es que sabes “cosas”?” Y el me dijo, de manera muy críptica: “Se más de lo que crees… digamos que soy parte de lo que deseas saber.” Eso podía significar tres cosas: Primero, que Axl era un mentiroso imaginativo (lo que cualquier persona normal pensaría, pero yo no); Segundo, que ese hombre había interactuado con alienígenas; o Tercero… que el era “parte de lo que deseaba saber”, era uno de ellos. Le hice saber mi duda, y él me respondió con un link a una página de internet. “Lee esto, amigo. Así entenderás un poco más sobre mi naturaleza.”

Entro al sitio, y puedo leer un título:”Solo uno contigo”. Una historia, ¿un cuento? Comienzo a leer: “Todo era oscuro. Un círculo de luz se forma a mí alrededor aunque mi forma física no estaba definida. Una voz, una voz firme pero tranquila empieza a hablar: “AXL… AXL… AXL…”. Me pregunto a quién están llamando. La voz repite: “AXL… AXL… AXL; tu verdadero nombre es AXL”.”

Sigo leyendo… Mi abuelita, al leer cuentos sobre demonios y diferentes temas oscuros, suele sentirse apesadumbrada y mal, debido a que, en su opinión “si encuentras la lectura adecuada, tu alma resonará con ella; si encuentras algo dañino, te sentirás pésimo”. En esta ocasión, sentía escalofríos al leer la historia de Axl. Diversas publicaciones con nombres variados: “Solo uno contigo”, “Cielo rojo anaranjado”, “El contacto final”, “Ser humano otra vez”, y “Caminante cósmico”.

Leo todas esas publicaciones en espacio de quince minutos, y vuelvo a mi conversación con este hombre (¿persona?). Me dice que se tiene que ir, pero que le da gusto nuestra conversación, porque ha tenido efecto en mí. “Siento que aun no estás listo, pero pronto lo estarás.”

Listo, ¿para qué? He visto más cosas de lo que casi nadie ve en todas sus vidas; he aprendido de diferentes maestros y de diferentes maneras, pero han pasado ya seis años desde esa ocasión, y al parecer sigo sin estar “listo” para lo que sea que ese Caminante Cósmico me dijo. Sin embargo, sigo esperando la misión, sin dejar de mirar hacia arriba.

Tal vez, sin saberlo, con mis actos… Estoy cumpliendo con aquello que me será encomendado.

seres de luz

Anuncios

3 pensamientos en “El caminante cósmico (cuento)

  1. Axl dice:

    Podrán drenarme toda la energía que necesiten, sin embargo no lograrán que olvide quién soy ni de donde vengo. Todo está planificado y las señales regresan cuando uno menos se lo espera…

    Le gusta a 1 persona

  2. Anónimo dice:

    simplemente son seres que están en otro plano astral pero a la vez están mandados por oxala para cumplir alguna misión, simplemente sin ellos en la tierra, todo el odio y la ira nos consumiría, los cósmicos existen, dejen de pensar tanto y vivan el presente acá, ellos que hagan lo que tengan que hacer, ya después de muertos pueden averiguar todo lo que quieran, mientras diviértanse y sean felices, que la vida solo es una estadía temporal, la verdadera vida viene después de esta en la tierra, te lo digo por experiencia, te lo dice un umbandista (:

    Me gusta

    • Lo se, es importante vivir en el aquí y ahora… Es genial que alguien que sabe diga estas cosas 😀 en realidad toda la vida me he visto impulsado a buscar y buscar y buscar información, y la verdad, me da muchísima curiosidad algo: no tengo idea, jamás había escuchado “oxala” ni “umbandista”. ¿Podrías decirme (así sea por privado) qué es eso? Sería genial charlar contigo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s